La tía de mi vecina se pone tan pinche loca que la única forma de que se controle es a punta de vergazos en las nalgas. Y yo soy el que le cura ese mal

Ojalá mi novio hubiera heredado las habilidades sexuales de su padre. Todo esto lo descubrí una noche de navidad, cuando me tocó dormir en su cuarto y el viejo se paró ebrio en la madrugada a dedearme, claro que me encendió y continuamos chingando. Meses después, mi atento suegro viene a visitarme mientras mi novio se encuentra trabajando, para hacerme compañía y volverme su puta personal. Sé que está mal montarle los cuernos a mi chavo pero es su padre, le debe la vida y vaya que tiene lo suyo. Mi corazón podrá pertenecer a mi novio pero mi panocha pertenece ahora a su padre.

The comments are closed.

MÁS VIDEOS PORNOGRAFICOS