La morra llegó preguntando que si era el experto en perforadas. Pensé que me estaba retando y le di una penetrada de dios, aunque ella se refería a piercings

“Buenos días” es lo que escucho de mi mujer cuando abro los ojos y tiene mi verga en su boca. A esta muñequita sexual le encanta comenzar el día de una manera especial, justo después de abrir los ojos ya quiere coger. Es alguna clase de enfermedad hormonal que tiene, entonces necesita coger temprano porque si no lo hace podría encabronarse toda la mañana. Por mi parte no me molesta que tenga esta “enfermedad”, está de pedos. ¿A quién no le gustaría despertar cada mañana con una dulce y deliciosa mañana? Que se te monten en la verga sin tener que abrir la boca. Desde entonces no tomo café.